Algo para pensar (La Muerte)

Eres parte de nuestra vida desde el mismo momento que somos concebidos, nos acompañas mientras crecemos y nos volvemos las personas que somos. Estas ahí en cada toma de decisiones. Nos ves enamorarnos, llorar y reír; reír de tristeza, llorar por felicidad; reír por amor y llorar por su ausencia. Nos tomas de la mano en cada paso que damos, estas ahí mientras dormimos y cuando despertamos tras el amanecer. Nos conoces tan bien, que sabes en que momento hacer acto de presencia, frente a nosotros. 
Se que no eres ni bueno ni malo, se que estas mas allá que so, que eres algo que no podemos entender a cabalidad. Algunos solo te abrazan como abrazar al dulce y cálido destino, otros luchan para que puedas esperar un poco mas y los dejes vivir solo unos instantes. Otros, solo quieren olvidar que existes, y muy pocos entienden que para la muerte no hay tiempo.

Y por eso, quiero que sepas que la vida se desvanece en un suspiro, somos efímeros y fugases en este universo de paradojas y sentimientos, porque en un parpadeo todo deja de ser y la muerte nos abraza con amor haciendo que el tiempo deje de marchar para nosotros.
Por eso, tú que lees estas palabras: Ama cuando tengas que amar, ríe cuando tengas ganas de reír, llora cuando debas derramar tus lagrimas, perdona aun cuando lo debas hacerlo, habla cuando en tu corazón nazca el hacerlo… 
Vivamos, y vivamos bien, con nosotros, con ellos y con todos; que cada día valga la pena, que cada instante sea digno de recordar, que cada cosa que hagamos y digamos sea algo digno de guardar en el corazón de las personas que amamos; y no dejes para mañana, lo que puedes hacer, decir y hacer sentir hoy.

Yo lo se, lo aprendí,  y lo hice de esas personas que lucharon por vivir y vivieron para luchar…  Siempre los recordare, abuela, tías, y primo… porque viven en mi, hoy y siempre.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El efecto que causas en mi

¿Qué nos hace ser lo que somos?

Sin respirar de repente (asma)