Caricias y besos. Tinta y versos

Hoy quiero escribir sobre nuestras caricias, nuestros besos, nuestras palabras, y esos momentos que vivimos juntos desde que el alba rasga el horizonte y el crepúsculo hace su aparición en la caída del sol y el nacimiento de la luna.

Sobre esas caricias que se convierten en tinta al simple efecto del roce de nuestra piel. Escribiendo en nosotros versos de amor que relatan una historia de romance y pasión; la cual con esmero y dedicación, vivimos entre sábanas, sueños y besos de amor.

Sobre esas palabras que callamos y expresamos con un beso, por tenor a equivocarnos y no ser suficientes al expresar lo que sentimos. Besos que anuncian con pasión esos sentimientos entre lineas que nos llevan a las caricias sin temor; esas que hacen estremecer al mismo corazón.

Nuestra piel, que ya es cual libro de un poeta, llena de relatos, que verso a verso cuentan las noches de terciopelo y los días de hermosos suspiros, donde tú y yo somos uno. Piel que se ha convertido en lienzo de poeta que va contando como cada día nuestro amor se concreta y se vuelve eso que nos levanta en cada amanecer.

Sobre esos suspiros y sueños que provocan el roce de nuestra piel, y el delicado romance que tienen nuestros labios al caer el sol y salir la luna en medio de nuestra habitación. La cual es nuestro refugio y nuestro templo de inspiración.

Sobre eso es que quiero escribir y así, poder recordar cada día, que el sentirse vivo, es estar junto a ti.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El efecto que causas en mi

¿Qué nos hace ser lo que somos?

Sin respirar de repente (asma)